Reseña Frankenstein

Una obra maestra 🖤

Hoy vengo a reseñar una novela muy especial para mi, ya que se volvió una de mis favoritas este año.

“Frankenstein” o “El Moderno Prometeo” es una novela escrita por Mary Shelley (para algunos “madre de la ciencia ficción”). Cuenta la historia de Victor Frankenstein, un joven amante de la ciencia que se obsesiona con lograr lo que se suponía imposible: dar vida a un cuerpo muerto. Una vez que alcanza su cometido,  desprecia a su Creación y la abandona a su suerte. Entonces, la Criatura comienza a buscar aceptación en la sociedad, pero solo encuentra rechazo. Es así como canaliza su desgracia en un solo objetivo: vengarse de su Creador.

No diré nada más sobre la trama porque mientras menos se sabe ésta, se vuelve más entretenida. Especialmente ir descubriendo que lo que creías saber sobre la novela son meros mitos (tales como la figura del monstruo verde o “el rayo creador”).

Desde un inicio, la historia es verdaderamente atrapante. El lector es invitado a conocer la niñez e infancia de Victor y que sea uno mismo quien descifre qué fue lo que causó los posteriores acontecimientos.

Además, la novela no se cuenta en una única línea, sino desde distintos espacios temporales (Presente-Pasado) y físicos (Suiza, Los Alpes), así como a partir de tres narradores diversos: Victor, la Criatura y un marinero llamado Robert Walton.

Los límites (o no) de la codicia y el egocentrismo, la muerte vs vida, la relación Creación-Creatura, la sociabilidad del ser humano son solo algunos de los grandes temas que son tocados de manera dinámica por Mary Shelley.

Personalmente, la pregunta que más me gustó responder a lo largo de la historia fue: ¿Quién es el verdadero monstruo, la Criatura, que busca venganza causando la destrucción de todo lo que rodea a su Creador, o Victor, que abandonó al ser a quien le dio la vida?

Sin duda, este es un clásico que no envejece y los temas siguen siendo parte de la contingencia. Es para leerlo una y otra vez, seguido de de la película de Mary Shelley.

¿Lo leíste? ¿Qué te pareció?